Gnocchis al Pesto

Los gnochiss es una receta tradicional italiana hecha de patata. Se comen mucho tanto en Italia como en Argentina y otros países sudamericanos. Realmente merece la pena hacerlos de forma casera, ya no tienen nada que ver tanto en sabor como en textura. Están muchísimo más ricos.

Los ingredientes que necesitamos son:

  1. Un kilo de patatas (unas 4 patatas medianas)
  2. 300 gr de harina
  3. 1 yema de huevo
  4. Nuez moscada
  5. Sal
  6. Pimienta

Ingredientes

Primero cocemos las patatas hasta que se queden blandas. Para ello lo que yo hago es partirlas en trozos más pequeños para que tarden menos.

Cuando se hayan enfriado las pelamos y las trituramos con un tenedor (o pasapures si tenemos). Cuando se haya quedado como un puré de patatas añadimos la yema de huevo junto con la sal, la nuez moscada y la pimienta.

Mezclar con un huevo

Ahora mezclamos los ingredientes junto con la harina. Yo prefiero tamizarla usando un colador para que quede más fina.

Tamizar la harina

La vamos echando poco a poco y seguimos mezclando hasta que veamos que la masa ya no se pega a las paredes del bowl y se forma una bola. Si vemos que la masa es demasiado compacta podemos añadirle un poquito de agua.

Masa terminada

Cuando ya tengamos la masa terminada la partimos en varios trozos para luego poder hacer los rulos más fácilmente.

Cortar masa

Estos trozos los hacemos bolitas y empezamos a hacer rulos como de 1 cm de grosor. No dejamos de enharinar para que no se peguen los gnocchis.  Formamos los rulos y los partimos en trozos de un 1 cm mas o menos.

Trocear el rulo

Trocear el rulo 2

Lo que toca ahora es hervirlos. Al ser frescos no tardan más de 3 minutos en cocerse. Los incorporamos al agua hirviendo y cuando veamos que todos están flotando, ya podemos sacarlos.

¡Y ya están listos! En esta ocasión los he servido con una salsa de pesto (aquí he hecho trampa porque lo compré en el super. Otro día la hacemos casera). Servirlos calientes y rallar queso parmesano por encima. ¡Están increibles!

Gnocchis al pesto terminados

TORTILLA DE PATATAS

La verdad es que ya tocaba esta receta tan Española. La que os voy a contar hoy es con cebolla, pero admite muchas variantes… con pimientos, con champiñones, sólamente con las patatas y el huevo, con morcilla,etc; y además, se puede hacer más o menos o jugosa. En este caso, y que es como a mi me gusta, la vamos a hacer bastante jugosa.

Ingredientes para una tortilla pequeña:

– 2 patatas grandes
– 3 huevos
– Media cebolla grande
– Aceite de oliva
– sal

image

Primero cortamos las patatas y la cebolla en trozos pequeños, para que se hagan antes y luego se mezclen mejor con el huevo. En una sarten grande freimos las patatas y la cebolla ,primero a fuego fuertecito, unos 5 minutos, y luego ya lo bajamos y dejamos que se hagan lentamente, moviendo de vez en cuando. Así conseguimos que las patatas se  queden blandas. Esto tardará una media hora. Con la punta de un cuchillo vamos comprobando como se van haciendo las patatas y si ya están hechas.

image

Una vez se hayan cocinado las patatas y la cebolla (hayan quedado blanditas), las pasamos a una fuente o plato grande y dejamos que escurra el aceite (en papel de cocina). También podemos ponerlas en un colador. Es importante que esperemos a que se enfríen para mezclarlas con el huevo, sino se cuajaría y no saldría tan jugosa.

image

Pues cuando ya estén frias las patatas las mezclamos con los huevos batidos, removiendo la mezcla para que todo se empape del huevo. Ahora es cuando yo le añado la sal.

image

Escogemos una sartén del tamaño que queramos la tortilla. Yo suelo usar una mediana y profunda. Echamos un chorrito de aceite y la ponemos al fuego, a potencia fuerte. Cuando veamos que ya está bien caliente  vertemos la mezcla de las patatas, cebolla y huevo en la sartén, y nos ayudamos de una pala de madera para darle forma, separando un poquito los bordes para que luego sea más fácil darle la vuelta.

image

Como nuestra tortilla tiene bastante huevo, dejamos unos 3 minutos que se haga por este lado (esto es un poco a ojo), y luego ayudados de un plato grande y plano (también hay recipientes diseñados especialmente para este propósito) le damos la vuelta y volvemos a verter en la sarten por el lado que no está hecho. En esta ocasión, como queremos que nos salga jugosa, dejamos que se haga muy poco tiempo, el suficiente para que no se termine de hacer el huevo y que tampoco nos salga demasiado líquido. Por último rectificar de sal

image

image

Ya me diréis como os ha salido!

Restaurante Macadamia. No te deja indeferente

Como dice el título del blog, no sólo ibamos a hablar de recetas. Y ya llevaba tiempo queriendo hacerlo de este restaurante que está haciéndose un hueco dentro de esta nueva tendencia de locales que aprovechan el espacio para ofrecer bastantes más cosas que una buena carta.

Desde el primer momento te das cuenta que es un restaurante diferente. Luz ténue, musica agradable, dos zonas de mesas, unas altas y otras más bajitas, y una barra donde poder degustar una gran variedad de cocktails (me encantó el bloody mary)

image

image

Cuando ya por fin llegaron todos los comensales, un camarero muy amable nos acopañó a la mesa y nos tomaron nota de las bebidas. La carta de vinos no es muy extensa, pero tienen gran variedad (denominaciones de origen) y los que probamos nos gustaron mucho (siento no acordarme de los nombres). Decidimos pedir todo para el centro y así probar un poco de todo.

image

La carta, al igual que la de vinos, no es de las que te vuelves loco para decidir. Esta dividida en Introducción (para compartir y ensaladas), Nudo (platos principales) y Desenlace (postres).
image

Platos variados, fusión de gastronomias y sabores, mezclando dulce y salado, y muy buena presentación. Nos encantaron las Alcachofas Crujientes Rellenas de Queso Pecorino y los Taquitos de Salmón Marinado con Blinis y Salsa de Eneldo. También buenísimo el Pan de Cristal con Tomate y el Huevo con Patata, Trufa y Jamón (con pure de papatas casero, espectacular). Y las Croquetas Melosas de Cecina, sorprendentes.

image

De los platos principales, la Cola de Toro muy suave y sabrosa, y el Pez Mantequilla con Cebolla Confitada y Trufa con Espaguetis de Calabacín,  increible mezcla de sabores (y muy curioso como hacen los espaguetis). También probamos el Lomo Alto fileteado, muy bueno, la carne en su punto, servida en una tabla de pizarra con una cesta de patatas fritas.

Ya quiero volver y seguir probando platos, porque por ahora todos me han encantado. Los postres, caseros, muy suaves y nada empalagosos.La Tarta de Manzana con Macadamia fue la que más me gustó.

Y ya para terminar, una copita, muy bien servida. La música empieza a subir de ritmo y volumen a medida que se va acercando la apertura de la discoteca (Macadamia se convierte en Graf).

image

Empieza a llegar gente, en pequeños grupos, gente joven, muchos grupitos de niñas (los amigos encantados), todos con ganas de pasarlo bien.

image

El precio, genial. De media unos 30 eur por persona, con una copa. Desde luego muy recomendable. Se come muy bien, pruebas platos diferentes y el ambiente es agradable y divertido. ¿Verdad que queréis conocerlo?

image

MACADAMIA
Maria de Molina 50
28006 Madrid

Fotos: http://www.macadamiagraf.com/

Salteado de Setas

Receta muy sencilla que podemos tener en casa para acompañar cualquier plato, y que además es muy sencilla de preparar.

Ingredientes:

-0,5 kilo de setas
-1 cebolla
-Vino blanco
-Maizena
-Guindilla (cayena)
-Pimienta y sal

image

Primero doramos la cebolla en una sartén con un chorro de aceite a fuego medio. Cuando la cebolla se haya dorado añadimos las setas y un chorro de vino blanco. Debemos tener en cuenta que van a soltar mucha agua y que con esa agua y el vino se va a terminar de hacer la cebolla. Al cabo de 10 minutos ya estarán listas y ya se habrá evaporado el alcohol del vino. Ahora, bajando el fuego un poquito (dejándolo en el 3 de potencia) vertemos un vaso de leche con una cucharadita de maizena disuelta. Esto nos vas a servir para espesar un poquito nuestra receta. Y por último añadimos dos cayenas, dejándolas unos 5 minutos, para darle un toque picante a las setas. Al cabo de los 5 minutos retiramos las cayenas. Esto es
importante, sino podemos dejar el plato demasiado picante.

Y nada más. Sólo nos falta la sal y la pimienta (al gusto)

image

Ya me diréis si os han gustado!

Espinacas a la Andaluza

En esta ocasión os proponemos una receta muy tradicional y que en el sur es muy valorada (es un plato originalmente árabe), Espinacas con Garbanzos o Espinacas a la Andaluza. Es  una receta muy rápida y fácil de cocinar y contiene muchos nutrientes.

Vamos a necesitar:

– Dos paquetes de espinacas frescas (sólo hojas)
– Un bote de garbanzos ya cocidos (500 gr aprox)
– Seis dientes de ajo
– Dos rebanadas de pan del día anterior
– Dos cucharaditas de comino
– Cuatro cucharaditas de pimentón
– Vinagre (un chorrito)

image

Primero cocemos las espinacas (5 min con poca agua) y reservamos. En una sartén añadimos un chorro de aceite (unas cuatro cucharadas soperas) y sofreimos los ajos quitandoles las piel pero sin partir, simplemente aplastados. Cuando estén los ajos los sacamos y en esa misma sartén freímos el pan y lo sacamos. En un mortero se maja el pan con los ajos, una cucharada de vinagre y el comino.

image

Cuando el aceite de la sartén se haya templado, añadir el pimentón y luego las espinacas. A continuación el majado y los garbanzos (por ese orden). Y ahora todo junto se calienta diez minutos a fuego lento revolviendo de vez en cuando.

image

¡Y nada más! Fijaros que sencillo es y además se tarda 15 min en prepararla. Y lo mejor de todo..¡está espectacular!

image

Galletas de Navidad

Hola a todos! Hoy vamos a ver una receta perfecta para estas fechas y con la que seguro que sorprendéis a vuestros amigos y familiares,  galletas de Navidad. Tenéis que animaros a probarla! La receta es de una amiga. Muchísimas gracias María!

¿Podéis resistiros a las galletas navideñas?

No se bien si es la masa o las formas tan monas que suelen tener, lo que sé es que siempre caigo.

Este tipo de galletas son un clásico de Navidad y un plan perfecto para entretener a los niños mientras se preparan o se decoran. Desde mamuky os proponemos que elijáis vuestra forma favorita, ya sea el típico muñeco, la estrella o el árbol de navidad y os atrebais con la receta:

INGREDIENTES:

  •  6 tazas de harina para todo uso
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • 4 cucharaditas de jengibre molido
  • 4 cucharaditas de canela molida
  • 1/2 cucharadita de clavos molidos
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 170g de mantequilla 
  • taza y media de azúcar morena
  • 2huevos
  • 4 cucharadas de miel.

1- Mezclar : Por un lado mezcla los huevos con la miel hasta que quede una mezcla uniforme. 

En otro recipiente mezcla la mantequilla con el azúcar hasta que quede bien mezclado. Por último mezcla la harian, levadura… y resto de ingredientes.

2-Una vez tengas todo ésto, unifica  la mezcla de la mantequilla y azúcar con el resto de ingredientes. Hazlo poco a poco para que puedas ir controlando que la masa no quede demasiado seca o líquida.

Reserva la masa en un recipiente hermético durante un margen de entre 2h-4h. También puedes guardarla en la nevera una vez hecha para hornearla otro día, pero un máximo de dos días.Ademas recuerda que para poder trabajar con ella es importante esperar a que esté a temperatura ambiente.

3- Extender la masa sobre papel de pergamino para que no se pegue. extender con un rodillo.

Ya está preparada tu masa para recortarla con el molde que más te guste. Hay mucha gente que recorta con la masa fría o congelada para que resulte más fácil y no se pegue.

4- Hornear: Calienta el horno 10 minutos antes de empezar. El tiempo de horneado para las galletas mas grandes es de 7 minutos aprox. y de 5 minutos aprox.  para las peques;ve mirando como van las galletas y si van cogiendo color ya que el tiempo depende de cada horno.

Una buena idea es hornearlas con un palillo de bambú para conseguir una galleta – piruleta. A tus hijos les encantara envolverlas y dárselas de regalo a toda la familia.

¡Espero que os guste la receta!

Cuéntanos que tal te han salido y cómo las has decorado.

Podéis verla en http://mamuky.com/

Yakisoba

Y ahora vamos a preparar Yakisoba. Son originarios de China (conocidos como Chow Mein) y su traducción es literalmente Tallarines FritosLos Yakisoba son realmente fáciles de preparar, ya que los venden en paquetes de fideos instantáneos.  Sólo hay que echarlos en agua hirviendo y en 5 minutos ya están listos. Los que más me gustan, y creo que son los mejores para hacer este plato, son los que aparecen en la imagen (en el siguiente post os comentaré donde encontrar gran variedad de productos asiáticos) . Pienso que son los que más se aproximan al sabor que tienen los que pides en los restaurantes japoneses.

Yakisoba

Bueno, pues os voy a contar como los preparo yo en casa.  Lo primero es cortar las verduras en juliana, lo mas finas posibles. Luego las sofreímos en una sartén grande con un chorrito de aceite hasta que queden pochadas y reservamos. Las verduras que utilizo son:

– 1 cebolla

– 1 zanahoria

– 1 pimiento verde grande

– Un poco de cebollino

– 1 repollo

De todas formas podéis usar las que más os gusten. Y a partir de aquí ya decidimos si queremos hacerlos con pollo, o con gambas o con las dos cosas. Bueno, en realidad podéis hacerlos con lo que queráis (yo los hago con estos dos). Salteamos el pollo cortado en lonchas finitas y las gambas las echamos al final,  porque se hacen más rápido y sino se pasarían demasiado y quedarían muy blandas.

Los Yakisoba que hicimos el otro día

Luego hervimos los tallarines.  Cuando estén listos (a mi me gustan un poco al dente) les quitas casi todo el agua, dejando algo menos de un dedo, y le echamos los polvos que vienen en el paquete. Dejamos un poquito de agua para que se mezcle bien y luego no se sequen. Una vez  que estén bien mezclados los vertimos en la sartén junto con el resto de ingredientes y removemos bien hasta que esté todo bien unido.

Por último, a mi me gusta freír un huevo y romperlo encima, removiéndolo todo de nuevo. Los servimos en una fuente grande poniéndoles encima Katsuobushi (copos de bonito seco rallado), que son unas laminas muy muy finas. Son saladas, con sabor a pescado y que puestas nada mas servir los Yakisoba se agitan debido al calor. Les dan un aspecto diferente y también potencian su sabor. Así es como quedan. ¡Espero que os gusten!

Yakisoba terminado

Makis

Hace tiempo quedé con mis amigos Álvaro y Lucía para cenar en su casa y decidimos preparar varios platos de cocina asiática, en este caso hicimos makis.

En realidad son muy fáciles de preparar, lo único que hay que tener es un poquito de paciencia. A mi me resulta bastante entretenido y si además estamos con buenos amigos de charla, pues ya ni te cuento.

Vamos a necesitar:

– Arroz estilo japones (sumeshi)

– Una esterilla de bambu enrollable (makisu)

– Vinagre de arroz

– Alga nori (un alga comestible tradicionalmente cultivada en Japón y que contiene un montón de propiedades estupendas)

– El relleno con el que queramos hacer el maki y la soja y el wasabi (pasta de rábano picante japones).

Si hacemos los del arroz por fuera (Uramakis) también usaremos huevas de pez volador (masago) o semillas de sésamo.

Podemos elegir el pescado que queramos y combinarlo con muchas cosas, como queso crema (philadelphia), pepino, zanahoria,aguacate, etc. Nosotros en este caso los hicimos con salmón, aguacate, palitos de cangrejo y queso.

Alvaro preparando los makis

Primero preparamos el arroz (unos 450 gr para 50 piezas aprox). Para cocerlo antes tenemos que quitarle el almidón, y para ello, lo tenemos que lavar. Lo vertemos en un cuenco grande, lo cubrimos con agua y lo escurrimos con un colador, así hasta que veamos que el agua sale clara.

Arroz limpio en el cuenco

Ya está listo para cocer. Ahora vertemos el arroz escurrido en la olla y lo cubrimos con agua (para 500 ml de arroz, medido con un cazo, introducir posteriormente 550 ml de agua). Dejamos la olla abierta hasta que empiece a hervir el agua y luego lo tapamos dejándolo unos 7 u 8 minutos con el fuego a baja intensidad, entones apagamos el fuego y sin apartar la olla  dejamos la tapa y esperamos que el arroz termine de hacerse con el vapor.

Ahora tenemos que dejar que el arroz se enfríe. Lo pasamos a una fuente grande y le vamos añadiendo el vinagre de arroz (dependiendo de la cantidad de arroz que hagamos, con un chorrito es suficiente) y esperamos que se quede a temperatura ambiente.  Si no, a la hora de hacer los rollos se pegaría demasiado y no tendría la consistencia adecuada.

Y el último paso es ya hacer los rollos.  Extendemos la esterilla y la cubrimos con film de plástico (así evitamos que la esterilla se ensucie y queden bacterias), ponemos el alga nori quedando a la vista la parte mate y esparcimos el arroz (1 cm más o menos de grosor). Tenemos que dejar los bordes sin arroz para que sea más fácil pegarlos al terminar de enrollarlos (igual que en la imagen)

Colocación de el relleno y el arroz

Y como veis, el relleno hay que colocarlo un poco por debajo de la mitad del alga, así será más fácil enrollarlo. Cogemos la parte inferior de la esterilla y envolvemos los ingredientes y el arroz con ella.  A medida que vamos enrollando vamos prensando suavemente, con el pulgar y el índice, para que el preparado sea más compacto.

Enrollando los makis

Antes de darle la última vuelta mojamos el borde de alga que quedó sin arroz para que se pegue bien. Y ya está, ya tenemos el rollo listo.

Si queremos hacer los makis con el arroz por fuera, solo tenemos que darle la vuelta una vez que hallamos esparcido el arroz y poner el relleno sobre la parte limpia del alga nori, centrándolo en la parte inferior (como en la foto anterior)

Makis terminados

Ya solo nos queda cortarlo. Para esto necesitamos un buen cuchillo muy afilado. Mojamos un poco el filo y damos cortes firmes, de una solo pasada, para no deshacer el rollo. Con un poquito de wasabi y soja ya estamos listos para usar los palillos!

Introducción

Para empezar, decir que todo lo relacionado con la gastronomía me encanta, y mis amigos, que me conocen bien (y saben el saque que tengo) me animaron a empezar este blog.

Un blog en el que además de recetas de todo tipo, descubriremos muchas otras cosas, como viajes, tendencias, nuevos restaurantes, nuevas técnicas utilizadas en la cocina y mucho más.

Y sobre la recetas, deciros que ya veréis que son muy fáciles de preparar y os ayudarán a daros cuenta lo sencillo y entretenido que es cocinar (¡si es con amigos mejor!)

¿Queréis comenzar la experiencia? ¡Pues a cocinar!